Loading...

35 periodistas fueron espiados mediante el uso del programa Pegasus

Periodistas de El Faro, Gato Encerrado, El Diario de Hoy, Diario El Mundo, LA PRENSA GRÁFICA, entre otros, fueron hackeados en sus teléfonos. Citizen Lab aseguró que si bien no se puede responsabiliza al GOES, hay evidencia que apunta a nexos.

Enlace copiado
35 periodistas fueron espiados mediante el uso del programa Pegasus

35 periodistas fueron espiados mediante el uso del programa Pegasus

Enlace copiado

Más de una treintena de periodistas ha sido espiados en sus teléfonos celulares, e inclusive se ha extraído información de los mismos. Esa fue una de las conclusiones a las que llegó Citizen Lab, al presentar un informe, el pasado miércoles, en el que da cuenta de cómo el programa Pegasus, de la empresa NSO Group ha sido utilizado en El Salvador para labores de espionaje.

Citizen Lab —el laboratorio especializado en ciberseguridad de la Universidad de Toronto— explica que la investigación dio inició en septiembre de 2021 y fue llevada a cabo junto a las organizaciones Frontline Defenders, SocialTIC, y Fundación Acceso. Luego, sus resultados fueron validados por Amnistía Internacional, que también validó los resultados.

Lo anterior significa que la búsqueda de respuesta ante la pregunta de si los teléfonos de periodistas en El Salvador estaban siendo hackeados nació antes que, en noviembre, Apple enviara un correo de alerta a usuarios de iPhone para advertirles que sus aparatos podrían haber sido intervenidos con el programa Pegasus.

Hallazgos

Luego de realizados los exámenes correspondientes, Citizen Lab identificó 35 periodistas de medios e independientes que fueron objeto de hackeo, así como también a miembros de organizaciones de la sociedad civil.

En total, fueron afectados 22 periodistas de El Faro, tres de Gato Encerrado, uno de Diario El Mundo, uno de El Diario de Hoy, uno de LA PRENSA GRÁFICA, uno de Revista Digital Disruptiva, una periodista independiente; y representantes de las organizaciones Cristosal, Fundación DTJ y una economista y columnista.

En el informe no aparecen registrados dos periodistas más de LA PRENSA GRÁFICA, aunque auditorías en sus teléfonos revelaron que estaban infectados de Pegasus (ver nota aparte).

La infección de los teléfonos de estas personas permitía a las personas detrás del espionaje ver todo el contenido del aparato, desde la agenda de contactos o la bitácora de llamadas, hasta material compartidos en aplicaciones de mensajería o correos electrónicos; inclusive el encender la cámara o el micrófono desde una ubicación remota.

De acuerdo al informe de Citizen Lab, a través del escaneo de Interner y diferentes herramientas, se ubicó un operador de Pegasus al que identificaron como Torogoz, enfocado casi exclusivamente en El Salvador, cuyas primeras actividades aparecen a principios de 2020, aunque los dominios asociados al operador ya estarían registrados en noviembre de 2019.

Citizen Lab menciona que si bien no hay manera de concluir que Torogoz representa al gobierno de El Salvador, la gran cantidad de infecciones en un país específico lo hace probable.


En una declaración a Reuters, la oficina de comunicaciones de Bukele dijo que el gobierno de El Salvador no es cliente de NSO Group Technologies. Señaló que la administración está investigando el supuesto hackeo y que tiene información de que los teléfonos de algunos funcionarios de alto nivel también podrían haber sido infiltrados.

Por su parte, NSO Group, a través de un comunicado, dijo que vendió sus productos solo a agencias legítimas de inteligencia y de aplicación de la ley para su uso contra terroristas y delincuentes, y que no sabía quiénes eran los objetivos de sus clientes.

La compañía se negó a comentar si El Salvador era cliente de Pegasus.

Los investigadores de Citizen Lab declararon que iniciaron un análisis forense de los teléfonos de El Salvador en septiembre, tras ser contactados por dos periodistas de ese país que sospechaban que sus dispositivos podían estar comprometidos.

Tiempos

Asimismo, la organización menciona que hay una serie de evidencia que lleva a pensar que hay un fuerte nexo con el gobierno de El Salvador como involucrado en el espionaje a periodistas.

Entre los principales indicadores de estos está el que, luego de haber puntualizado las fechas en que los aparatos fueron hackeados, estas coinciden con momentos en que los periodistas se encontraban trabajando investigaciones de gran interés para el gobierno de Nayib Bukele.

Además, el trabajo de los objetivos del hackeo se centra en temas de interés nacional salvadoreño; por tanto, sería más relevante para una audiencia nacional.

Citizen Lab menciona que identificaron que el operador Torogoz fue el responsable de un intento fallido de hackeo del teléfono de Carlos Martínez, editor de investigaciones especiales de El Faro.

Citizen Lab consideró que, de confirmarse que Pegasus fue vendido al GOES, esto significaría que se hizo pese a advertencias de que se producirían abusos.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 107 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

  • Pegasus
  • Espionaje a periodistas
  • APES

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines